Cargando contenido

Cine


«3 generaciones» enfrentada al colectivo LGBT por su protagonista y a la MPAA por su contenido2017
12
Abr

«3 generaciones» enfrentada al colectivo LGBT por su protagonista y a la MPAA por su contenido

«3 generaciones» es una película que muestra tanto la transición de un adolescente transexual, como el proceso de aceptación de su madre y su abuela, son embargo ha conseguido enfrentar tanto a la MPAA como al colectivo LGBT: a los primeros por el tema que trata y a los segundos por contratar a una actriz cisgénero para hacer de transexual.

Por Luis M. Álvarez


¡Compártelo!




Elle Fanning, Naomi Wats y Susan Sarandon representan las 3 generaciones (3 generations, 2015) de la película dirigida por Gaby Dellal, sobre Ray, un adolescente transexual que decide culminar su proceso de transición con una operación quirúrgica. Su único problema es que Maggie, su madre, debe conseguir el consentimiento legal de su padre biológico para poder realizar la operación. Aunque no acaba de acostumbrarse a que ahora tiene un nieto, Dolly les apoya incondicionalmente, mientras vive su nueva vida como lesbiana. Las tres generaciones se ven obligadas a confrontar sus identidades y abrazar su fuerza como familia para llegar a la aceptación y entendimiento. The Westein Company, distribuidora de la película, publicaba la semana pasada el primer tráiler de 3 generaciones, que, irónicamente, si ya se había enfrentado al rechazo del colectivo LGBT, también se enfrenta ahora a la decisión de la Motion Picture Association of America (MPAA) que ha otorgado a la película una clasificación restrictiva.



«Fue una situación extraña. Necesitaba encontrar un actor con suficiente experiencia para el papel, alguien que no hubiera concluido su transición, un hombre o chico trans», explica la directora y guionista del proyecto, Gaby Dellal, antes de decidirse por Elle Fanning, a quien hemos visto en títulos como The Neon demon (Nicolas Winding Refn, 2016), Maléfica (Maleficent, Robert Stromberg, 2014, EE.UU.), Ginger & Rosa (Sally Potter, 2012, Reino Unido), Super 8 (J.J. Abrams, 2011, EE.UU.) o Somewhere (Sofia Coppola, 2010, reino Unido, Italia, Japón & Reino Unido). Tanto para desarrollar el personaje como para asesorar a la joven actriz, Dellal ha contado con orientación especializada en el tema. «Pasé mucho tiempo en el centro LGBT de Nueva York, hablé con muchos niños, conocí a los amigos de estos niños en transición y trabajé de la mano con GLAAD (Alianza Gay y Lésbica Contra la Difamación)» , explica la cineasta.



Sin embargo, como ya sucediera con Matt Bomer y Michelle Rodriguez, ciertos sectores del colectivo LGBT desaprueban que se escoja a una actriz cisgénero para interpretar a un transexual. La directora de la película se defendía de las acusaciones de discriminación alegando que el personaje que interpreta Fanning no ha completado todavía su transición, justificando de esta manera su elección de una actriz cisgénero. Algunos activistas se quejan de que la película no trata exactamente sobre el proceso de transición de un adolescente, sino de cómo afecta a su entorno familiar, en lo que parece un análisis con el que seguramente coincide todo el equipo de la película y que sigue siendo un tema perfectamente interesante.



Tras su paso por el Festival de Internacional de Cine de Toronto y otros festivales internacionales, The Weinstein Company se hacía con los derechos de distribución de la película para los Estados Unidos, teniendo su estreno previsto para el próximo 7 de mayo. Sin embargo, debido al tema que trata la MPAA le ha dado la clasificación R, que restringe el acceso a los menores de 17 años, que sólo pueden acceder acompañados de sus padres o tutores. La distribuidora ya ha anunciado su intención de conseguir que bajen la calificación hasta PG-13, lo que permitiría el acceso a la sala a los adolescentes mayores de 13 años, debiendo ir acompañados sólamente los menores de esa edad.



«Gaby, Naomi, Susan y Elle hicieron esta película para compartir su mensaje de aceptación e inclusión con todas las generaciones. El hecho de que una clasificación R impida que los estudiantes de secundaria vean esta película sería realmente una farsa», declara Harvey Weinstein, co-presidente de la distribuidora, que ya consiguiera un acuerdo con la MPAA para rectificar la clasificación de Bully (Lee Hirsch, 2011, EE.UU.), un docu-drama sobre el acoso escolar. Anteriormente, otra película distribuida por la misma distribuidora con tema igualmente relacionado con el colectivo LGBT, Philomena (Stephen Frears, 2013, Reino Unido & EE.UU.), también obtenía la clasificación R, que se rebajaba posteriormente a PG-13, una vez que su protagonista, Judi Dench, enviara un vídeo de protesta caracterizada como su personaje de M en la saga de James Bond.



«3 generaciones es una película importante para que todos la vean, especialmente los jóvenes transexuales que se sienten aislados o inseguros, como también sus familias. Es ridículo tener una calificación R que impida que este público vea la película», declara Susan Sarandon, decepcionada por la clasificación de la MPAA.


Cartel de 3 generaciones - Foto: Uso permitido



Fotos

¿Te ha resultado interesante?

Los documentos que marques como interesantes quedarán guardados en tus Favoritos. ¡No te pierdas lo que más te interesa y tenlo siempre a mano!


1
 
0

Tu opinión importa

Escribe tu opinión

Para poder comentar este artículo tienes que identificarte como usuario del portal. Si aún no estás registrado puedes crear tu cuenta gratis en menos de un minuto.